Este artículo está destinado principalmente a los estudiantes de nuestra Escuela, pero todos los otros también pueden usarlo — descritas recomendaciones darán el resultado solamente en la medida de sus habilidad de cambiar el punto de vista. Para lograr el éxito es necesario tener voluntad, no tener lástima por sí mismo y completamente no temer la muerte.

Las recomendaciones son destinadas para desarrollar ciertas habilidades mágicas, pero aquí las daré desde la posición de saneamiento, porque el hombre siempre prefiere a obtener algo concreto, anteponiéndolo a todo lo abstracto y poco comprensible.

La naturaleza de inmensa mayoría de las enfermedades es que son las manifestaciones naturales físicas de unos cambios ocurridos en el cuerpo mental, son el resultado del acumular esos cambios hasta la masa crítica, el resultado del acumular la karma. Tales cambios son inminentes en el proceso de evolución personal, la karma es la totalidad de todos los cambios independientemente de los resultados a qué llevan al fin de cuentas. La karma es la medida de cómo cada concreta persona difiere de un normal modelo básico desde qué empieza lo todo en cada concreto caso de evolución.

No todos los cambios se manifestan a modo de enfermedades — unos se manifestan a modo de unas capacidades anómalas lo que por lo general no lleva ningunos problemas y sirve bien en la vida.

Durante evolución por lo general se cometen muchos errores que llevan a los cambios de la karma proyectando al plano físico a modo de unas enfermedades. Tales cambios por lo general se califican de “negativos”, aunque no es justo en principio — ellos son destinados para enseñar al hombre el vivir correcto, indicarle a él los errores cometidos y dar correcta dirección de desarrollo en la vida.

El mecanismo de proyección de los cambios produce efecto en dos aspectos al mismo tiempo: el hombre recibe propensión a un cierto tipo de enfermedades (o una enfermedad congénita) y además de eso se observa debilitamiento general de la inmunidad lo que hace duras pruebas de toda enfermedad.

El Mago vive correctamente, por eso todas enfermedades poco a poco lo dejan a él, gracias a la transformación del cuerpo físico la inmunidad se hace muy fuerte. Pero hasta al vivir correctamente, un largo tiempo él tiene que luchar contra muchas enfermedades que él recibió en resultado de sus errores viejos.

El Mago que siempre estornuda y tose tiene un aspecto no serio y simplemente risible porque los rodeados no entienden completamente a qué se dedica él. A veces se encuentran unos “Gran Maestros” que siempre están enfermos, no perdiendo literalmente ni una epidemia de gripe. Por lo general ellos justifican sus estado deplorable por referir a que trabajan mucho en sus prácticas y no restablecen la energía a tiempo. Pero ese parecer no es justo en principio — en el mundo físico vive solamente el cuerpo físico, y ciertamente ese mismo cuerpo debe preocuparse de sí, reponiendo a tiempo las reservas energéticas.

Hay los métodos bastante complicados de luchar contra las enfermedades relacionados principalmente con salir en los mundos del Caos y hacer una cura allí. Hoy no vamos a hablar de ellos, pero prestaremos atención a un simple método de reforzar la inmunidad que no contraviene al mecanismo de cumplir la karma pero hace todas las consecuencias de su trabajo no tan considerables. No se hace nada contra la enfermedad pero el organismo se pone en estado en el que la reprime durante unos minutos contados.

Como muchos ya se dieron cuenta, es el borde entre la vida y la muerte. A ese borde lo llevan el organismo forzadamente y luego le permiten eligir. Aunque su elección es conocida de antemano — él quiere sobrevivir y esto es un instinto innato.

Más adelante se dan recomendaciones por cambiar el punto de vista que hace el mundo con unas condiciones especiales alrededor de usted y el organismo vive en ese mundo con nuevas condiciones. El cambio de condiciones se percibe fácilmente por la subconsciencia y por medio de la médula espinal se transmite al organismo como una orden de actuar.

Primera parte de la práctica consiste en separar conscientemente sí mismo y su cuerpo. El separar debe estar en todos sus pensamientos: usted es una categoría y su cuerpo es la otra. Usted no puede simularlo al pensar así dos-tres veces, esto debe ser la vista consciente sobre la vida.

El cuerpo físico es una máquina muy compleja y perfeccionada cuyas palancas están manejadas por usted. En la encarnación presenta usted sienta a las palancas de tal máquina y solamente la muerte le liberará a usted. La máquina es universal y puede muchas cosas pero es usted quien siempre la maneja, porque usted puede hasta poner en marcha su mecanismo del auto-exterminio. Por ejemplo, iniciar la disrupción del corazón y dejar la vida de esa manera no es tan difícil.

Después de eso olvide usted todo lo que oía sobre las enfermedades — desde ahora usted tiene solamente dos categorías para apreciar el estado de su organismo “el organismo está bien” y “el organismo está mal”. La calentura, el cansancio fuerte, dolor de la cabeza; todo eso pertenece a la segunda categoría.

Ahora elija usted un inofensivo medio para tratamiento universal y nunca se trate usted con nada más. Por ejemplo, un poco de ácido ascórbico, o un poco de hierba llamada carazoncillo, o simplemente una pastilla de citramon. Haga usted comprender al organismo que esto es lo todo que él puede esperar a recibir y, además, no en cada caso. Esto es todo lo que usted puede hacer para él, lo restante depende de él sólo.

Haga usted comprender al organismo que usted vive en el mundo lleno de enemigos y no puede permitirse ni un minuto de debilidad. Si el organismo está mal, entonces él expone en seguida su vida al gran peligro lo que llevará con mucha probabilidad a unas consecuencias tristes.

Aquí en el organismo se pone en marcha el mecanismo casi atrofiado en el hombre actual, el mecanismo para quedar vivo en situaciones cuando quedar vivo es prácticamente imposible. Este mecanismo se usaba activamente en siglos pasados cuando mayoría de la gente vivía en las condiciones que eran mucho peor que un hombre actual lo puede imaginar.

Si este mecanismo está puesto en marcha, además de reforzamiento de la inmunidad y reducción de estar influido a la oscilación de las temperaturas en medio ambiente, entran en actuar numerosos sistemas de duplicar las funciones. Si el organismo recibe cualquier daño que lleva un peligro para funcionamiento general, entonces, cuando es posible, se ponen en marcha los sistemas de duplicar — la sangre puede cambiar su ruta de carrer en los vasos, cambian las rutas de pasar los impulsos nerviosos etc.

En el caso de encontrar cualquieros poquísimos síntomas del malestar usted dice a su organismo que usted no tiene tiempo para enfermar y tratarse, y si él no los extermina en seguida, entonces pronto él hincará el pico porque usted no va a curarlo, a usted no importa. En ningún caso no le dé tregua a él. No esté usted en la cama, no aplace las visitas fijadas.

En el caso de encontrar unos malestares serios, por ejemplo, usted se da cuenta que temperatura del cuerpo subió hasta 40o C, usted pone de la manera dura el organismo ante la elección — sea echarse directamente a quí y morir, sea seguir yendo. Y no dar ningunos descansos y treguas. Si todo fue hecho correctamente, un tiempo después todos procesos en el organismo se normalizarán completamente.

Con usar este método, todos enfermedades de resfriado sidas acompañado por la inflamación y calentura pasan completamente en unas horas.

Si usted ha hecho todas estas recomendaciones — usted puede salir en la calle en invierno en un traje de baño y echarse un rato en la nieve. No lo llevará a ningunos consecuencias malas. Pero si usted tiene dudas — no haga ni una prueba — enfermará mucho.

Sator,
2003

Traducción: Dim Dímych

[artículo original]